¿Se pueden solicitar ayudas con carácter retroactivo?

Sí, algunas ayudas aceptan la posibilidad de concederse de forma retroactiva, pero no todas. La única manera de saber si una ayuda concreta permite la opción de solicitar la subvención de forma retroactiva es leer la letra pequeña de los requisitos de la misma. Según cuentan en ipyme.org, cada convocatoria fija el ámbito temporal y los requisitos de cada tipo de ayuda, por lo que si alguna subvención está disponible de forma retroactiva, la única manera de saberlo es buscar la ayuda concreta e investigar si permite esa opción o no.

Esta es una de las grandes pegas que encuentran las pequeñas y medianas empresas o los emprendedores a la hora de acceder a la financiación pública a través de subvenciones: el conocer la existencia de la ayuda a tiempo para poder acercar las necesidades de la empresa a las opciones de financiación públicas. El trabajo es doble. Por un lado, la persona que busca una subvención debe saber dónde buscar para poder conocer si existe una ayuda para su necesidad. Y eso no es fácil, pues en estos momentos, la base de datos de la Dirección General de Industria y de la Pequeña y Mediana Empresa, dependiente del Ministerio de Industria, Energía y Turismo, recoge hasta 645 subvenciones para todos los ámbitos.

Por otro lado, saber que existe una subvención que responde a las necesidades de la empresa sólo es útil para poder valorar si los requisitos de la ayuda (entre los que se encuentran los plazos) permiten solicitar la financiación pública. Digamos que para disfrutar de una ayuda hay que conocer muy bien qué subvenciones existen en el mercado y cuál es su plazo de solicitud. En algunos casos muy concretos, el hecho de tener la información sobre el primero de los dos puntos abre la puerta a la posibilidad de evitar el segundo. Porque sí, como decíamos al principio, hay ayudas que pueden solicitarse con carácter retroactivo.

Por eso, el mejor consejo que podemos darle desde aquí es que busque y recoja toda la información que encuentre sobre la ayuda que puede interesarle a usted o a su empresa y busque y rebusque en toda esa pequeña si existe esa posibilidad de solicitar la subvención de forma retroactiva en el caso de que -o bien se haya enterado tarde de la existencia de la ayuda, o bien simple y llanamente- haya llegado tarde a los plazos iniciales previstos para la solicitud de la financiación pública.

Y como desde estas páginas lo que queremos es hacerle la vida más fácil, le recordamos que el primer paso para encontrar algo de interés entre tanta subvención pública para este 2015, el primer paso es pensar qué tipo de ayuda nos interesa.

Como ya explicamos en otro artículo anterior existen básicamente dos tipos de subvenciones, dependiendo de su objetivo: las que tienen por objeto la inversión y las que tienen por objeto la creación de empleo.

Por último, conviene recordar que también su pueden solicitar ayudas para la empresa fuera del ámbito de la Administración; por ejemplo, en Héroe Financiero, y que existen de igual modo otras opciones de financiación que no pasan por las ayudas públicas.

Ver los comentarios

No hay comentarios aún.

Deja un comentrio