¿Qué es un bono cupón cero?

Más de uno se habrá preguntado en algún momento qué es un bono cupón cero, una de las alternativas que nos pueden haber ofrecido como inversión. En cualquier caso, más allá del nombre, es muy probable que hayamos tenido algún contacto con ellos, ya que las Letras del Tesoro son una clase de bonos cupón cero.

Y es que un bono cupón cero es aquel en el que no existe ningún cupón, donde la rentabilidad se deriva de haber sido emitidos con descuento, por debajo de la par, de haberlos comprado por debajo de su valor nominal. Obtendremos un rendimiento implícito a su vencimiento por la diferencia entre dichos valores, el de adquisición/inversión y el de amortización.

A diferencia de otras alternativas como los repos, la inversión directa en bonos cupón cero, suele ir asociada a plazos más largos. Ya hemos comentado que las Letras del Tesoro (plazo mínimo 3 meses) son una clase de bonos cupón cero, pero hay otros muchas posibilidades emitidas por el Tesoro, otras entidades públicas o emisores privados. ¿Qué ventajas nos ofrecen?

  • Al no tener cupones coinciden su plazo teórico y su duración (concepto financiero), por lo que no no vamos a tener riesgo de reinversión de los intereses. La rentabilidad efectiva la conoceremos de antemano.
  • Usualmente han gozado de ventajas fiscales, por ejemplo la ausencia de retención por dicho rendimiento implícito. Esta ventaja aún permanece para los bonos cupón cero públicos.
  • En el caso de que queramos especular con los mismos, es decir, no esperar al vencimiento de los mismos, son los ideales si esperamos una subida brusca de los intereses en el mercado, que todavía no haya sido descontado por el mismo.

Mención aparte merecen los bonos y obligaciones segregables, aquellos en que los cupones pueden ser desgajados del cuerpo principal del bono, a través de los denominados strips, configurando de esta manera una suerte de bonos cupón cero.

Ver los comentarios

No hay comentarios aún.

Deja un comentrio