El plan de pensiones contado en clave de autónomos

Ser autónomo conlleva lidiar con una serie de particularidades fiscales y legislativasel plan de pensiones.

El plan de pensiones, complemento a la pensión pública por jubilación

Los planes de pensiones suelen ser un producto de ahorro e inversión interesante para quienes consideran que su pensión pública por jubilación no será suficiente. En el caso de los autónomos, es más que probable que así sea. Y a los datos nos remitimos, porque según la Federación de Trabajadores Autónomos, la pensión media que cobró un autónomo jubilado en 2015 fue de 691,49 euros mensuales… un 40 % menos que la pensión media de los trabajadores por cuenta ajena jubilados. Tiene una explicación: los datos de la Seguridad Social arrojan que el 86 % de los autónomos españoles cotiza por la base mínima, lo que conlleva que su prestación por jubilación sea, de igual manera, la mínima.

Para evitar este escenario el autónomo puede recurrir, principalmente, a dos estrategias. Por un lado, abrir un plan de pensiones, que traer un buen puñado de ventajas.

Ventajas del plan de pensiones para el autónomo

Aunque no existe un plan de pensiones que sea ‘exclusivo’ para autónomos, sí es cierto que dadas sus características, los actuales planes de pensiones se adaptan especialmente bien a esa montaña rusa que significa ser autónomo. Veamos por qué:

  • Las aportaciones desgravan en la Declaración de la Renta: esta característica le viene muy bien al autónomo, ya que le ayudará a ahorrar de cara al pago del IRPF. Por ejemplo, digamos que está a punto de subir de tramo gracias a que ha aumentado sus ingresos en los últimos meses, por lo que va a pasar de pagar el 19 al 24 %. Posiblemente le interese aportar una determinada cantidad de dinero al plan de pensiones para evitar llegar a ese tramo superior que le haga pagar más.
  • Aportación mínima: el plan de pensiones permite aportar en cada momento lo que el ahorrador buenamente pueda, dentro de sus posibilidades. El tope anual se encuentra en 8.000 euros o el 30 % de los rendimientos netos del trabajo, pero la aportación mínima queda abierta a lo que quiera invertir el cliente: por ejemplo, durante los primeros años se pueden aportar 50 euros al mes para, cuando se aumenten los ingresos, se pueda aumentar también la aportación al plan de pensiones.
  • Más que un ahorro, una inversión: lo que el autónomo aporte a su plan de pensiones no se queda guardado en una caja, sino que se invierte en activos de renta variable como acciones, y en activos de renta fija. Así, dependiendo del perfil de inversor que haya adoptado –a escoger entre conservador, moderado y decidido-, esos ahorros pueden crecer de manear muy interesante. De hecho, para calcular cuál sería el capital estimado que recibirías por tu plan de pensiones, te facilitamos nuestros simuladores.

Un ejemplo final

Digamos que somos un autónomo de 40 años que ha cotizado toda su vida laboral por la base mínima. Llevamos ya 15 años trabajando y no tenemos planeado aumentar nuestra cotización, por lo que tenemos bastante claro que a la hora de jubilarnos tendremos derecho a unos 10.000 euros anuales de pensión pública. Con 14 pagas, eso nos deja, aproximadamente, con 714 euros al mes.

En el momento en que cumplimos los 40 años comenzamos a aportar 100 euros mensuales a un plan de pensiones. Además, del ahorro fiscal que nos proporciona el plan, estos 1200 euros anuales invertidos se traducirán en unos 40.000 euros estimados en el momento de la jubilación. Un complemento muy interesante a nuestra pensión.

Sin embargo, a la hora de rescatar nuestro plan de pensiones tenemos que recordar que tributará como renta del trabajo, esto es, tendremos que pagar impuestos por la cantidad que vayamos recuperando. Aquí es donde se hace importante utilizar todas las herramientas que HF pone a tu servicio para que calcules cuánto necesitas aportar a tu plan de pensiones para mantener tu nivel de vida, o cuánto te puedes ahorrar en pagos del IRPF con las aportaciones al plan. 

Ver los comentarios

No hay comentarios aún.

Deja un comentrio